Lactancia Materna en los Centros de Educación Infantil. Sí que se puede.

La entrada a los centros de educación infantil por primera vez suelen ser un motivo de incertidumbre y de preocupación por parte delos padres, pero sobre todo por parte de las madres lactantes. ¿Podré mentener la lactancia materna? ¿No se olvidará mi hijo de lactar, y rechazará mi pecho?. Las madres y sus hijos pueden mantener la lactancia materna aunque pasen horas separados, o sus hijos estén es guarderías o escuelas infantiles.

Las guarderías (en Cataluñas las Llar d’infants i les Escoles Bressol), pueden y deben facilitar que las madres continuen con la Lactancia Materna (LM), tanto de forma natural, cuando es la propia madre quien acude al centro para darle el pecho, como de forma diferida, cuando la madre no está presente y se administra de forma diferida la leche, previamente extraída y almacenada correctamente.

Desde el punto de vista sanitario, deben seguirse una serie de recomendaciones tanto para preservar las condiciones de higiene y valores de la leche materna, como para asegurarse de que cada bebé sólo es alimentado con leche de su propia madre y no de otra diferente.

La Lactancia Materna, ¿Cuánto ha de durar?

La lactancia materna es la forma ideal de aportar a los niños pequeños los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo saludables, favoreciendo que el vínculo afectivo entre la díada madre-bebé sea más precoz.

Tanto la Organización Mundial de la Salud (OMS), como el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), la Academia Americana de Pediatría (APA) y la Asociación Española de Pediatría (AEP) recomiendan la lactancia materna exclusiva durante los primeros 6 meses de vida del niño. A partir de ese momento, y manteniendo la lactancia materna hasta los 2 años de edad o más.

Recomendaciones oficiales sobre lactancia materna y escuelas infantiles

Tanto si eres madre, como educadora en un centro de infantil, necesitas estar informada y actualizada de los protocolos actuales en tu comunidad, para mantener y ayudar al mantenimiento de la lactancia materna en aquellas madres que quieran seguir alimentando a sus hijos de forma natural. Aquí te dejamos los protocolos de l’AEP y folletos informativos del Departament de Salut i Educació en Cataluña.

Recomendaciones para para el conservar y almacenar la leche materna

  • Lavarse las manos antes de extraer y manipular la leche.
  • Usar recipientes bien lavados (agua caliente y jabón) y aclarados para almacenar la leche. O lavarlos en el lavaplatos.
  • Usar leche fresca (no congelada) siempre que sea posible.
  • Congelar lo antes posible la leche que seguro no se vaya a usar antes de 3 días.
  • Si por cualquier razón no se puede o no interesa congelar la leche inmediatamente después de extraerla, guardarla lo antes posible en una nevera, hasta usarla o congelarla.
  • Guardar la leche materna en pequeñas cantidades (50 – 100 cc) para poder descongelar solo la que el niño vaya a tomar inmediatamente.
  • Etiquetar los recipientes de leche congelada con la fecha.
  • Descongelar siempre la leche más antigua.
  • Una vez descongelada la leche, removerla bien. Puede mezclarse para una misma toma leche extraída en distintas fechas.
Resultat d'imatges per a "lactancia materna transporte"
Google images

Recomendaciones sobre descongelación

  • Siempre que sea posible, calentar la leche directamente tras sacarla del congelador.
  • En caso contrario mantener la cadena de frío hasta poder calentarla.
  • Puedes calentar agua en un cazo y, una vez ya apagado el fuego, introducir dentro el envase de leche extraída hasta que alcance la temperatura deseada.
  • No calentar al baño maría (introduciendo la leche fría o congelada en un recipiente con agua fría y calentándolo todo en el fuego).
  • No calentar la leche directamente en el fuego.
  • Descongelar la leche al microondas.
  • La leche materna se puede calentar en el microondas, pero se debe tener en cuenta que el uso inadecuado puede destruir la gran mayoría de células vivas de la leche, por eso no es un método aconsejado. El valor nutricional no varía.
Tipo de leche maternaTemperatura ambienteRefrigeradorCongelador
Recién exprimida en un recipiente cerrado6-8 horas (25ºC o menos)3-5 días (4ºC o menos)2 semanas en el compartimento congelador dentro del refrigerador (*/**)
Previamente congelada, descongelada en el refrigerador pero no calentada ni usada4 horas o menos (hasta la próxima toma)24 horasNo volver a congelar
Descongelada fuera del refrigerador, en agua calienteSólo hasta que termine la toma4 horas o hasta la próxima tomaNo volver a congelar
La que sobra de la tomaSólo hasta que termine la toma, luego desecharDesecharDesechar
Alba Lactancia

Tipos de recipientes

La leche materna extraída debería almacenarse siempre en envases destinados para uso ali- mentario. Se pueden utilizar de forma indistinta los de cristal o plástico correctamente etiquetados con los distintivos de seguridad. Es importante que dispongan de una tapa de cierre hermético que evite fugas y de boca ancha para poder acceder fácilmente. Antes de su utilización, es conveniente limpiar bien estos recipientes con agua caliente y jabón, aclarándolos a continuación y dejándolos secar al aire. También puede utilizarse el lavavajillas.

La leche también se puede almacenar en bolsas de plástico que existen en el mercado, es- pecialmente diseñadas para este fin, que se acoplan al sacaleches directamente y luego se cierran. Este sistema implica la mínima manipulación de la leche materna desde la extracción. Si se utilizan bolsas de plástico hay que asegurarse de almacenarlas bien cerradas, dentro de un recipiente rígido y/o otra bolsa, para evitar que dentro de la nevera sufran pinchazos que supondrían pérdidas o contaminación. Hemos de tener en cuenta que son caras.

Transporte de la leche materna hasta la escuela infantil

  • La leche materna debe mantenerse refrigerada (una neverita portátil con conservadores de frío) durante su transporte y conservación.
  • Preferiblemente debería haber sido extraída o descongelada ese día o el día anterior.
  • A la escuela infantil puede llevarse la cantidad necesaria para todo el día, repartida en varios recipientes (biberones), tantos como tomas, para evitar exceso de manipulación. Entendemos que en las escuelas infantiles el uso de otras técnicas de administración no estan tan estandarizadas y/o no resultan tan prácticas para las educadoras.
  • Estos recipientes deben estar claramente identificados con la fecha de consumo, el nombre y dos apellidos del lactante, para evitar que se administre a un lactante diferente.
Resultat d'imatges per a "lactancia materna transporte"
Google images

Conservación y administración de la leche materna en la escuela infantil

  • La escuela infantil conservará la leche materna en refrigerador entre 0 ºC y 4 ºC.
  • Antes de administrarla al bebé, la leche se calentará sumergiendo el recipiente que la contiene en otro con agua caliente.
  • Los envases utilizados para alimentar al bebé, deben lavarse cuidadosamente con agua caliente y jabón, aclararse bien y dejarlos secar al aire.
  • Ante cualquier duda, los responsables de las escuelas infantiles pueden solicitar ayuda a los especialistas de lactancia materna.

Cambios de sabor en la leche almacenada

Algunas madres han comentado, que después de la descongelación las características organolépticas de su leche han cambiado. El olor y el sabor es diferente, huele a agrio o incluso a rancio, la textura es grumosa o el color es más amalillento. Ese olor se atribuye a un cambio en la estructura de los lípidos (acción de la lipasa) como consecuencia de los ciclos de congelación y descongelación en el congelador-refrigerador con eliminación automática de escarcha.Aunque puede ocurrir que ocasionalmente algún niño la rechace, por lo general no es así y tampoco resulta perjudicial para el bebé.

La mejor medida para prevenir este cambio en el olor y sabor de la leche es congelar la leche rápidamente tras la extracción y calentarla inmediatamente después de sacarla del congelador parece que puede contribuir a que este problema se de en menor grado.

Hay mujeres que describen que su leche en pocas horas cambia de olor y sabor, esto es debido a la acción rápida de la lipasa y en pocas horas leche huele a agria. En estos casos lo que la madre puede hacer es:

  • Introducir su leche en un cazo y poner al fuego. Si tiene termómetro (especial para cocina) va a esperar que la leche llegue a 60ºC, hay que sacarla del fuego, guardarla en el recipiente donde va a ser congelada, enfriar rápidamente (un poco de agua fría con hielo sirve), y congelarla.
  • Si no se dispone de termómetro hay que controlar el proceso de calentamiento, cuando la leche hace burbujitas muy pequeñas en los laterales del cazo, sacar del fuego y seguir con el procedimiento anterior.

Bibliografia

Lawrence, R.A. La lactancia materna. Mosby/Doyma Libros, S.A. Madrid 1996 Royal
College of Midwives.Lactancia materna. Manual para profesionales.

Torras, E (s.d.) Lactancia materna en las guarderías o escuelas de educación infantil. Alba Lactància Materna [Web]

Hospital de Sant Joan de Déu de Barcelona (2012) La importància de facilitar la lactància materna a les escoles bressol. Faros HSJD [Web]

Conselleria de Salut (2007). Salut i Educació promocionen l’alletament matern a les escoles bressol i llars d’infant. Govern.cat [Nota de premsa. Web]

ASPCAT (2019) Lactància materna: fem-la possible! Agència de Salut Pública de Catalunya. Generalitat de Catalunya [Web]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: